Tlaquepasta es un rinconcito de magia, atmósferas y sabores

Seguramente te pasa que crees conocer muy bien los lugares donde regularmente asistes y para bien, te das cuenta que siempre hay pequeños paraísos que en medio del bullicio y de las prisas del día a día, no percibes. Así me pasó hace unos días cuando nuestra amiga Karelia Alba nos invitó a Mauricio y a mí a probar las delicias de Tlaquepasta (Reforma 139, centro de San Pedro, Tlaquepaque) un restaurante cuya privacidad es primordial.

Este espacio ofrece un menú delicioso con alimentos frescos del día, pero más allá de sus exquisitos sabores, también está el trato cordial de las personas que lo atienden, pues te hacen sentir como si estuvieras en casa, es una invitación a su universo de colores, sabores y texturas donde seguramente querrás volver una y otra vez.

Y es que en Tlaquepasta no hay ruido, solo el de las chorchas de la sobremesa, de la gente que come en familia, en pareja o con amigos, o que solo quieren disfrutar de una copa. Ahí no se escucha nada del exterior, ni los coches, ni los gritos… es como si entraras a tu casa a relajarte después de un día ajetreado. Además, del factor seguridad, como es un restaurante donde hay que tocar la puerta para entrar, puedes sentirte confiado de que nada malo sucederá mientras dejas tus artículos personales en el perchero o donde sea que hayas decidido ponerlos.

Tlaquepasta –que tiene 12 años en activo– pertenece al hotel Quinta Don José, que ya tiene 17 años consintiendo a sus huéspedes en el Centro de Tlaquepaque. Y como ellos son parte medular del éxito del lugar, el restaurante cierra temprano para que la gente se sienta tranquila y nada perturbada antes de la medianoche. Tlaquepasta además sirve unos deliciosos desayunos por la mañana y tiene una cava exquisita y una cantina espectacular.

Mauricio y yo degustamos bebidas de la casa como la “Mula mexicana”, que lleva tequilla con cerveza de jengibre, de hecho, esta cerveza también se vende en el restaurante, cuando asistan deben probarla, es deliciosa. Para los amantes del tequila también hay un menú ideal, el cual ha sido curado por Grover y Scarlet Sanschagrin, los creadores de la app y página web: Tequila Matchmaker, la base de datos de tequila más extensa del mundo.

En cuanto a los platillos, disfrutamos de una entrada de tostaditas de atún bañadas en salsa de aguachile, así como portobello gratinado con espárragos. Luego, como platos fuertes saboreamos camarones bañados en tequila, costillas de cordero, róbalo en una deliciosa salsa y filete a las tres pimientas. La focaccia era ideal con una salsa de cacahuate que maximizaba su sabor gracias a un toque picante, pero muy ligero.

Y si de postres se trata, degustamos crème brûlée, panna cotta, tiramisú y un volcán por demás glorioso, como match perfecto un café con tequila acompañado de crema y nueces. El menú tiene elementos italomexicanos, siempre se está ideando que otros platillos agregar, la experimentación gastronómica es esencial en su servicio.

En Tlaquepasta también hay espacio para los románticos, tiene una terraza maravillosa, una alberca y otros espacios acogedores donde puedes reservar para convivir con tu pareja o realizar eventos especiales. Nosotros salimos del lugar con la seguridad de que pronto vamos a regresar.

mm
Kike Esparza

Soy un periodista apasionado del cine, la música y la moda. Tengo una obsesión por contar las horas y estornudar una y otra vez cuando tengo que tomar una decisión. Quiero ser como Carrie Bradshaw.

RosaDistrito

En este blog Kike Esparza habla desde su experiencia, 10 años en el periodismo le han permitido adentrarse y disfrutar de tópicos como el cine, la música, la moda y la diversidad. Rosa Distrito es el espacio que disfrutamos todos.

Encuéntranos en redes sociales.