“Terminator: Destino oculto”, el poder femenino saca la casta

Linda Hamilton está de vuelta como “Sarah Connor” y eso ya es garantía para ver la nueva cinta de la saga “Termintator”, ahora con la entrega “Destino oculto”, un filme cuya genialidad está en sus escenas de acción donde el power woman toma el control.

Si la cinta se midiera por la acción y sus enfrentamientos, tendría una calificación perfecta, pero donde falla es en sus diálogos y su historia, convergen en una trama cargada de clichés, un argumento que ya hemos visto en muchas cintas más, pero bueno, al menos yo perdono este tropezón porque recordar es vivir.

Cortesía, Paramount Pictures.

“Terminator: Destino oculto” es dirigida por Tim Miller (Deadpool), de ahí también la genialidad para desarrollar escenas cargadas de adrenalina. Por primera vez en 28 años esta película reúne a James Cameron con las estrellas originales de la franquicia, Linda Hamilton y Arnold Schwarzenegger, en una nueva aventura de acción que empieza a partir de donde “Terminator 2: Judgment Day” terminó.

Más de dos décadas han pasado desde que “Sarah Connor” previno el día del juicio final, cambió el futuro y reescribió el destino de la raza humana. Ahora la historia se centra en “Dani Ramos” (Natalia Reyes), quien vive de manera sencilla en la Ciudad de México, con su hermano (Diego Boneta) y su padre.

Cortesía, Paramount Pictures.

Un muy avanzado y mortal “Terminator” nuevo —el Rev-9 (Gabriel Luna)— viaja a través del tiempo para cazarla y matarla. La supervivencia de “Dani” dependerá en que sume fuerzas con dos guerreras: “Grace” (Mackenzie Davis), una renovada súper soldado del futuro, y una aguerrida “Sarah Connor” (Linda Hamilton). Conforme el “Rev-9” destruye de manera despiadada todo y a quien se cruce en su camino para cazar a “Dani”, las tres son guiadas hasta un “T-800” (Arnold Schwarzenegger) del pasado de “Sarah”, que podría ser su mejor y última esperanza.

Ver a Hamilton y Schwarzenegger otra vez compartir cuadro es algo emocionante, que pega en nuestra nostalgia, es uno de los momentos más esperados de la película y vamos a quedar muy complacidos, además, Arnold mantiene su estela hostil, pero con chispazos de comedia que nos van a relajar un poco después de varias batallas que estaremos disfrutando en pantalla.

Cortesía, Paramount Pictures.

James Cameron describe a “Terminator: Destino oculto” como una secuela directa de “Terminator 2”, una que recaptura el tono fascinante de la “Terminator” original y su secuela. “Tiene la misma intensidad, la misma sensación de no andarse con rodeos y de un terror abyecto”, comenta. “Supuestamente, la primera película tenía que espantarte hasta la médula ante la posibilidad de un futuro sombrío, pero también ver la supervivencia de una chica por la que terminamos por preocuparnos. Esta película, al igual que las otras, lidia con la amenaza de una colisión humana contra una súper inteligencia artificial, que hoy es mucho menos ciencia ficción de lo que era en 1984 o 1991”.

Cortesía, Paramount Pictures.

Reitero una vez más que es súper interesante cómo las producciones tan magnánimas como ésta busquen en los roles femeninos, toda esa valentía y ferocidad para desarrollar una película como ésta, ya era más que necesario.

mm
Kike Esparza

Soy un periodista apasionado del cine, la música y la moda. Tengo una obsesión por contar las horas y estornudar una y otra vez cuando tengo que tomar una decisión. Quiero ser como Carrie Bradshaw.

RosaDistrito

En este blog Kike Esparza habla desde su experiencia, 10 años en el periodismo le han permitido adentrarse y disfrutar de tópicos como el cine, la música, la moda y la diversidad. Rosa Distrito es el espacio que disfrutamos todos.

Encuéntranos en redes sociales.